Ante traslados masivos de fin de año: autoridades de Ñuble fiscalizan buses y entregan recomendaciones a pasajeros

Se acercan las celebraciones de fin de año y con ello, se inicia también un traslado masivo desde y hacia los principales terminales de buses de la región de Ñuble. Por esa razón, el Intendente Martín Arrau, el Seremi de Transportes, Cristóbal Jardua y Carabineros encabezaron una fiscalización a los vehículos que transitan en el terminal La Merced de Chillán.

Además de inspeccionar las condiciones técnicas de los buses, la fiscalización buscaba revisar la seguridad de los vehículos y, sobre todo, concientizar a los pasajeros acerca de la importancia de exigir buenas condiciones de seguridad para sus traslados.  

“Estamos implementando un plan de fiscalización no sólo en este terminal, sino que también en la carretera, para garantizar viajes más seguros y tranquilos (…) en esta temporada se reforzarán las inspecciones para que la gente pase un verano seguro, con un reforzamiento también del trabajo de Carabineros”, señaló el intendente Arrau.

Desde el 17 de diciembre a la fecha, los fiscalizadores de la Seremi de Transportes de Ñuble han concretado 130 inspecciones y cursado 30 infracciones, principalmente, por condiciones técnicas deficientes, falta de documentación o buses fuera de recorridos autorizados.

“Estamos preocupándonos de las condiciones técnicas que deben mantener estos buses, con la finalidad de asegurarle a los usuarios del transporte público la seguridad que corresponde de acuerdo a la normativa”, agregó el Seremi de Transportes, Cristóbal Jardua, detallando que a nivel nacional se han concretado 5.300 fiscalizaciones durante estas fechas y que desde que se creó la región de Ñuble, en septiembre de este año, se han realizado 2.877 controles en la zona, con 388 citaciones a tribunales y 486 multas.

Nuevos buses para Chillán

Durante la jornada, la Asociación Gremial de Dueños de Taxibuses Urbanos de Chillán presentó también la flota de buses nuevos que se integrarán al sistema de transporte público de la capital de Ñuble. Se trata de doce vehículos con estándar Euro V del año 2018 y 2019, que además de contar con un bajo índice de emisiones, son más cómodos y seguros.

“Estamos contentos de entregarle a la comunidad estos buses nuevos y aumentar la calidad del servicio a los usuarios. La idea es tener mejores buses y nivelar el transporte público hacia arriba”, señaló Humberto Llanos, presidente de la asociación gremial.

Por su parte, Cristóbal Jardua, valoró la adquisición de esta nueva flota y señaló que este es el estándar de transporte público que se pretende consolidar en la región.

“Uno de los lineamientos de trabajo de nuestro Gobierno es mejorar el servicio del transporte urbano en la ciudad. En este caso, la renovación de buses, va en directo beneficio de los usuarios que observarán mejoras considerables en su día a día. Esperamos que con el presupuesto de renovación de buses para este año la gente se vea aún más beneficiada”, explicó.

Para 2019, los fondos del Gobierno Regional destinados a la renovación de buses del transporte público alcanzan los 1.678 millones, una cifra histórica, ya que durante el año 2017 sólo se destinaron cerca de 350 millones.

“Este es el estándar al que queremos apuntar. Se está renovando un número importante de buses de Chillán y el próximo año serán muchos más (…)  con esto, pretendemos que la experiencia en el transporte de los vecinos sea otro y tomar una micro, sea una experiencia más agradable para los vecinos”, agregó el intendente Arrau.

rodrigo villanueva